miércoles, 27 de febrero de 2013

Año Jubilar de la Fundación de la UNER

 Para celebrar los cien años de la fundación de la Unión Eucarística Reparadora, las Marías de los Sagrarios y Discípulos de San Juan nos reunimos el 13 de enero en la casa de las Hermanas Misioneras Eucarísticas de Nazaret. Estuvimos presentes los grupos de Barcelona ciudad y, asimismo, los integrantes de las parroquias de Santa Teresa y San Juan María Vianney. También asistieron de los pueblos de Montornés, Cerdanyola, Sabadell y Tarrasa. Nos acompañaron, en una buena representación, de los centros de Lérida y Tarragona.

En la celebración del centenario contamos con la participación de la delegada de los centros de Cataluña, Hna. María Elisabeth Acosta, de la comunidad de Zaragoza, Hna. María del Pilar Brieba, de la comunidad de Madrid, P. Víctor Macua, asesor del centro de Barcelona, y, asimismo, P. Alejandro Galán y Mosén Albert, de las parroquias de San Juan María Vianney y Santa Teresa respectivamente.

Comenzamos el día con una bonita y alegre acogida. A continuación nos preparamos para la alabanza con la oración de Laudes. Toda la comunidad se ponía en presencia del Señor ofreciéndole su oración personal en ese momento de encuentro para estar con quien nos ha llamado. Ofrecimos nuestra oración con la vivencia de la compañía, de la presencia, la compasión, la imitación y la confianza en Jesucristo Sacramentado, distintivo de nuestra espiritualidad; todo ello con la finalidad de prolongar nuestra oración durante toda la jornada.

Nuestra delegada nos dijo que desde nuestro carisma, el apostolado que realizamos tiene un claro objetivo: “dar y buscar una respuesta de amor reparador a Jesús abandonado en la Eucaristía”. También nos hizo profundizar en la vida de nuestro fundador, el beato Manuel González, y en la importancia de este centenario, tanto por su significado como por nuestro deber de llevar a Jesús Eucaristía a todos nuestros hermanos. Por ello, mostró su agradecimiento a todas aquellas personas que, a través de estos años, han formado parte de la UNER.

El Padre Alejandro, de la parroquia de San Juan María Vianney, expuso una charla sobre “testigos del amor eucarístico”. Con ello, nos habló sobre el fin específico de la Obra: acercarnos a Jesús Sacramentado para devolver a Cristo amor por amor y mantener una participación activa, plena y frecuente en la Eucaristía y en la adoración reparadora de Jesús presente en el sagrario
.
Terminamos la mañana con una comida fraterna.

Por la tarde, la Hna. María del Pilar Brieba nos habló sobre la fundación de la Obra en Barcelona. Dijo que dos años después que el Arcipreste de Huelva fundara la Obra en 1910, la superiora de la R.R. Reparadoras del convento de San Gervasio, dirigió una solicitud al Obispo de la Diócesis para pedir la fundación de un centro de Marías en Barcelona. El permiso le fue otorgado y el 12 de diciembre de 1912 ya hubo la primera reunión presidida por el Obispo Laguarda.

En 1943 llegaron a Barcelona las Hermanas Nazarenas, rama de la Obra que creó el fundador en 1921.

Por otro lado, la Hna. María Elisabeth, dio testimonio de las Marías que han existido desde los comienzos, algunas de las cuales no han podido asistir a los actos del centenario por motivos de salud.

Tuvimos la grata compañía del Sr. Cardenal Lluis Martínez Sistach, quien presidió la Eucaristía acompañado de su secretario y del padre Macua. Finalizada la misma y en un ambiente de pleno gozo por todo lo vivido durante la jornada, veneramos la reliquia del Beato Manuel González.

Tanto en la homilía como en los momentos posteriores nos animó a continuar con la antorcha encendida para que este movimiento eucarístico siga vivo en Barcelona.

Tras mi experiencia personal, invito a todos los miembros de la UNER a realizar nuestra misión de dar y buscar compañía y luchar para que nuestros hermanos le den el “sí” a Dios y para que amen la Eucaristía. Porque hablar de Eucaristía es hablar de encuentro personal con Cristo y reconciliación, paz, amor entre los hermanos.

Os invito a que, juntos, trabajemos por este gran carisma que nos ha dejado nuestro fundador D. Manuel González García.

Dios nos bendiga.

Consuelo Agudelo Navarro
Presidenta de la UNER en Barcelona y feligresa de la parroquia de San Juan María Vianney

No hay comentarios:

Publicar un comentario